Luces, cámara, acción… Si se ha soñado alguna vez con presenciar en primer plano esta secuencia, probablemente se tenga madera para ser cámara. El asunto está en disponer de buena información sobre todo lo que la temática engloba y es justo la finalidad que tenemos con este artículo.

Muy buena parte de las maravillas que vemos a través de las películas del cine han sido logradas por los que están detrás de las cámaras, los que no se ven pero que cumplen una función primordial para el éxito de cualquier proyecto. Para que realmente se ejerza esta tarea de manera profesional es necesario disponer de la formación apropiada.

En un centro universitario de artes se tienen disponibles todas las asignaturas que se deben seguir para volverse una referencia dentro de este campo de trabajo. Dentro de su oferta se desarrollan áreas como la fotografía y comunicación audiovisual, la música, artes escénicas, el cine y las series, la creación digital, y hasta las bellas artes y el diseño digital.

Para poder llevar todo esto a cabo, utilizan instalaciones preparadas de forma cuidadosa, donde se valora la teoría de trabajo y la implementación de prácticas que se asemejan mucho a lo que se podría encontrar en la vida cotidiana de un profesional y que permitan obtener la titulación que corresponda. Gracias a la confianza que inspiran en este centro, hoy en día disponen de más de 20 mil alumnos y una serie de convenios de gran valor con empresas del sector para desarrollar prácticas.

Las funciones de un operador de cámara

Un operador de cámara se encarga, como su propio nombre hace referencia, a todo lo relacionado con la captura de imagen en vídeo que se hace para una película, por ejemplo. Su tarea está basada en el conocimiento de aspectos técnicos de los equipos y en el uso que se le da a éstos para obtener los mejores resultados. Todo esto implica, a su vez, el uso de la creatividad para evitar ser repetitivos en los contenidos obtenidos.

El caso es que en función del área de trabajo que se quiera desarrollar de forma profesional, se definirá el tipo de estudio, ya que lo necesario para hacer tomas en un estudio de grabación de un canal televisivo no será igual a la producción audiovisual en un ambiente abierto para el desarrollo de una película.

Entonces, dentro de la oferta académica disponible para avanzar en este sentido, se tienen alternativas como distintos grados en: cine y televisión, iluminación, captación y tratamiento de la imagen, cine y medios audiovisuales, y comunicación audiovisual.

Sin embargo, el respaldo específico para la operatividad de la cámara se logrará con un curso destinado a esta área de trabajo, y que generalmente, se desarrolla de manera intensiva. Eso sí, es una profesión que como muchas otras, está en constante actualización, por lo que siempre habrá que estar formándose.

Ahora bien, otras funciones que debe ser capaz de cumplir un operador de cámara se orientan a:

  • Conocimiento de los aspectos visuales de las imágenes, teniendo en cuenta cómo influyen los planos en cada instante y la percepción que éstos transmiten según el tema desarrollado en el vídeo. Por ejemplo, es común ver que cuando existe un momento dramático en una película, la cámara siempre se enfoca mucho en la persona que está padeciendo más.
  • Valoración de los elementos externos que influyen en la calidad de las imágenes, por ejemplo, la iluminación, las sombras, entre otros.

Actitudes valoradas al ser operador de cámara

Aunque se pueda tener la formación necesaria, es indispensable conocer de las actitudes que debe reunir una persona para tener éxito en esta área, como pueden ser las siguientes:

  • Posibilidad de establecer buenas relaciones interpersonales, ya que se formará parte de un amplio equipo de personas.
  • Disponibilidad para trabajar en distintos horarios, e incluso, hacer viajes según las exigencias.
  • Tener creatividad y buen ánimo para innovar con cada entrega.

Si una autoevaluación da como resultado que se tiene todo lo necesario para ejercer esta profesión, lo que quedará es formarse para conocer los aspectos técnicos de los que no se tenga mucho dominio y dedicarse a lo más guste.

Deja un comentario